Pájaro que trina no vuela – Kou Yoneda (SPOILERS A TOPE)

5ad13c04f07e3eba20207643a44b66ae.jpgLa primera vez que vi la portada de este manga (el primer tomo, ya hay tres) pensé “esto va a ser terrible, fijo que tiene mensajes muy tóxicos”, “Pues menuda historia, llenita de estereotipos seguro”, “Qué pesadilla siempre lo mismo”, BLA BLA BLA. Por suerte, el olfato de lectora vieja a veces falla. Y cuánto me alegra.

Lo confieso, soy una Fujoshi de manual. De hecho, esta imagen de aquí me representa.

giphy

YO

Sin embargo, no soy una fanática incapaz de encajar una crítica ni tampoco me ciego con algo que me guste. El Yaoi o BL tiene sus fallos, por mucho que lo disfrute. Tiene problemas, algunos muy graves. Por ejemplo, en la mayoría de las historias vemos elementos tóxicos como la cultura de la violación y unos roles que no me acaban de gustar y que se repiten de forma machacona. Eso sin contar con que muchos personajes masculinos tienen rasgos muy femeninos y que casualmente siempre son los “pasivos”. Pero bueno, no me voy a meter en eso porque da para otra entrada enorme. Otro día amigos. Siguiendo con lo que me atañe, encontramos en prácticamente toda las historias yaoi Ukes y Semes, pero hay pocas (en serio, nulas) con Sukes (donde se intercambian los roles). Además, vemos que en estas BL (tanto manga como anime), un personaje fuerza al otro a tener relaciones sexuales (o lo que sea) porque supuestamente “lo está deseando”. Esto, compañeros, es un claro ejemplo de la cultura de la violación. Por favor, hay que grabarse esto a fuego ya: NO ES NO. Lanzar el mensaje de que forzar a alguien está bien… ESTÁ FATAL. Terrible todo. 

Bueno, pues que no cunda el pánico que aquí tenemos algo muy distinto y más oscuro que todos los mangas yaoi que hayáis leído. Aviso, a partir de aquí vienen SPOILERS. Incluso cosas que he leído en Tumblr y que aún no han salido en España, luego no me digáis que no os he avisado. c273b6626bb20d32bf6027f1086ee7e3La historia se centra en el cabecilla de una organización yakuza; Yashiro. Y su guardaespaldas Domeki, ambos con un pasado muy negro. Yashiro es un claro adicto al sexo, algo que él mismo reconoce, aunque tiene como norma no acostarse con sus subordinados. Con Domeki lo tiene complicado, porque su inquebrantable lealtad y su personalidad le atraen mucho. Igualmente, resulta que Domeki no tiene erecciones, él cuenta que es impotente. Aunque piensa que Yashiro es bello, fuerte y buena persona (palabras textuales, qué bonito). Yashiro es un hombre importante, aún así, algunos se ríen de él a sus espaldas por sus gustos sexuales. Domeki por otro lado, lo respeta profundamente y solo desea estar a su lado. Toma ya, estos personajes son canelita en rama.

A diferencia de otros Yaoi, Domeki no obliga a Yashiro a nada, ni le hace cosas a la fuerza. Es más, él le pregunta a su jefe: “¿Le gustaría que le hiciera el amor?” Le está pidiendo permiso, algo que no se suele ver en el Yaoi. Domeki necesita saber si Yashiro desea eso o no. 34bb1d26efbe75e8e67b45cfafcf2565En otra ocasión, Domeki se pone un uniforme de policía y comenta: “no opongo resistencia alguna”. Yashiro le dice a Domeki VARIAS VECES que pueden parar ese juego de “coqueteo” cuando ÉL (Domeki) QUIERA. En otro capítulo, Domeki quiere masturbar a su jefe a lo que él dice, de nuevo, varias veces: “si no quieres, no lo hagas”. Esto es algo INAUDITO EN EL YAOI. Los dos personajes se desean y temen herirse el uno al otro. 

He visto en Tumblr, que en los siguientes capítulos por fin tendremos a estos dos haciendo el amor, en una de las escenas eróticas mejor hechas del mundo del manga. No os voy a spoilear más, solo os diré que Domeki le vuelve a preguntar a Yashiro si eso es lo que realmente desea. Y Yashiro por su parte, le corresponde diciéndole que le diga que él es el único. *SE DESMAYA*. Como podemos ver, AMBOS quieren estar seguros del consentimiento y del deseo del otro.

Son dos almas heridas, dos personas que saben lo que es sufrir. Dos pájaros que no vuelan. Es una historia oscura, compleja, con personajes bien construidos y con la mafia como telón de fondo. Su relación evoluciona hasta que finalmente los dos están enamorados hasta las trancas, con el miedo que eso conlleva, claro. “Tenía mucho miedo, pensé que iba a perderte”, “No salgas corriendo”, “No me rompas”…

No me extraña nada que este manga sea alabado por el público y por la crítica. Es una enorme patada al género, ganando en complejidad y dejando los estereotipos a un lado para lanzarse a una historia distinta a lo que estamos acostumbrados. Pensad que podría ser la típica historia Yaoi estereotipada, pero no ha sido así. La autora se ha negado a dejarse llevar por lo fácil y ha creado algo nuevo. A eso lo llamo yo lanzarse a la piscina de bomba. ¿Sabéis lo que tampoco me extraña nada? Que este manga venga de la mano de una autora. Olé. El corazón me va a explotar con la historia de estos dos. Y vosotros, ¿qué pensáis?

P.D. Si van a hacer un anime y censurarlo a tope conmigo que no cuenten. Aquí las pollas, los culos, la sangre y el semen tienen que verse.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s