Guía de supervivencia para introvertidos en Navidad

miniaturaAy, la Navidad. Regalos, seres queridos, árboles decorados, calles iluminadas, nieve, frío, chocolate caliente, turrones… Todo es maravilloso hasta que hay que socializar. La otra cara de la moneda: cenas navideñas de trabajo, tiendas tan llenas que no cabría ni un alfiler, cenas familiares, fiestas y más eventos sociales. Muchos más. Algunos introvertidos lo describen como “el mes más social del año”Oh, diciembre, volvemos a encontrarnos de nuevo. Ese mes que puede convertirse en una auténtica pesadilla agotadora para los introvertidos.

funny-introvert-comics-74-5744414e3e0d5__700

El kit de supervivencia básico de los introvertidos

Dicen los científicos que los introvertidos somos más sensibles a la dopamina. Nos sentimos estimulados y enérgicos con actividades como leer, pintar, pasar un fin de semana tranquilo en casa, etc. Disfrutamos de nuestro espacio y la soledad. Además, alrededor de la gente nos “descargamos” con facilidad. Los cambios no nos hacen especial ilusión y hablamos menos y escuchamos más. Si queréis saber más de los introvertidos os dejo este vídeo. De todas maneras, más allá de las etiquetas “introvertido”, “extrovertido” o “ambivertido”, creo que lo importante es conocerse a uno mismo. Y desde luego, no sentirse culpable por ello. Volviendo a diciembre, con el paso de este mes los introvertidos podemos sentirnos especialmente exhaustos. Tras muchas Navidades, he elaborado esta guía de supervivencia para introvertidos. Esto, quizás te ayude.

Sé realista: cada introvertido es distinto y conoce sus límites. Yo conozco los míos, y sé cuántas invitaciones debo aceptar. No es necesario decir que sí a todo. Ni tampoco hace falta mentir como un bellaco -aunque la excusa de la diarrea terriblemente contagiosa reconozco que es genial-. Es cuestión de prioridades, ni más ni menos. Los introvertidos necesitamos nuestros tiempo a solas y no es justo autoflagelarse por ello. Si yo dijese que sí a todas las invitaciones navideñas acabaría convertida en el Grinch y robaría la Navidad.

Conoce el evento: sea una cena, una comida, una fiesta; recopila información. Esto puede ayudar, y generar más tranquilidad. ¿Quién irá? ¿Cuántas personas son? ¿Habrá música? ¿Comida? ¿Dónde será? ¿Es un sitio concurrido o no? Incluso visualizar ese momento y restarle importancia al asunto facilita la tarea.

f8dde96aa785857ebe2c4748223f74f3

Yo en las fiestas

En las fiestas: Como introvertida, no soy fan de las fiestas. Y en una probablemente estaré con el o los animales de la casa (como una Blancanieves algo borracha). También me he visto más de una vez huyendo a un rincón solitario o encerrándome en un baño. Estos pequeños descansos pueden ayudarte a sobrevivir.

Evita las tiendas los últimos días: No dejes las cosas para el último momento. Es preferible ir comprando regalos poco a poco -o incluso hacerlos uno mismo- que tener que pasar horas en colas infinitas de tiendas atestadas de gente. Hay que hacer las compras navideñas lo menos traumáticas posibles. Quizás la palabra traumática suene hardcore para algunos, pero solo de pensar en una cola kilométrica con personas gritando, hablando por el móvil y los villancicos a todo pulmón me da toda la lepra -además de la calefacción a la temperatura de la lava volcánica-. Así que tener los regalos a punto, si es posible, hará que el choque sea menos doloroso. Siempre es mejor que te pisen un pie a que te lo arrolle un camión.

0121

Los introvertidos nos sentimos enérgicos con ambientes sin tantos estímulos 

Las navidades son vacaciones: para los extrovertidos, para los introvertidos, para todos. Mímate. Pasa tiempo contigo mismo, descansa, recarga las pilas para la vuelta a la rutina. Los introvertidos nos “recargamos” de formas distintas a los extrovertidos. Para los introvertidos, llenar el calendario de eventos sociales puede resultar matador y al acabar las “vacaciones”, muchos se dan cuenta de que no han disfrutado -ni descansado- nada. Esto no es una cuestión de egoísmo, sino una cuestión de amor. Amor a uno mismo. A tener el derecho al descanso igual que todo el mundo.

Habla con tus seres queridos: decir la verdad es más sencillo que mentir. Nuestros amigos y familiares nos conocen, saben cómo somos y entenderán -o deberían- que necesitemos espacio.

Adapta la navidad a la introversión: si vuestra familia/amigos están preparando una fiesta, puedes ocuparte de las actividades más tranquilas. Muchos introvertidos prefieren cocinar porque encuentran paz en la cocina. Igualmente, si puedes, evita fiestas con un porrón de gente y queda con grupos más pequeños (posiblemente lo prefieras siendo introvertido).

Y seáis como seáis, felices fiestas para todos. 

raw

¿Otra cena de Navidad? Mira, arráncame los ojos.

El bloqueo lector: el que no debe ser nombrado

Harry Potter and the Deathly Hallows Part 1Hace poco, revisando mi correo, me di cuenta de que hay un patrón que se repite de forma machacona. Hablando claro, mi bandeja de entrada está petada con mensajes del estilo:

Hola me llamo X y llevo X tiempo sin leer. Socorro.

Como he visto que, sin duda, es algo generalizado, en vez de contestar uno a uno, he preferido escribir esta entrada. Tengo que decir que me sorprende la cantidad de gente que dice: bueno, ya sabes, es algo que nos ha pasado a todos. Para no variar, soy la oveja negra. Siendo sincera, nunca he tenido un bloqueo lector. Y cuando digo nunca es nunca. Esto no lo comento para ser la más guay del Paraguay. Es simple y llanamente la verdad. Al no haber padecido este problema, me puse a curiosear vídeos, entradas de blogs, comentarios, consejos… Y bueno, una vez más opino que Booktube a veces olvida que estamos aquí por puro placer. Para hundirnos en las páginas, para charlar con los personajes, pelear con los libros, tirarlos por la ventana o amarlos.

Pero primero, ¿qué es un bloqueo lector? El que no debe ser nombrado, el tenebroso, la crisis. Parece que es un periodo de tiempo en el que no se lee. Esto puede ocurrir durante días, semanas, meses o años. Y quiero recalcar que hay gente que lo compara con una enfermedad. Hasta luego, Mari Carmen. 

tenor.gif

Cuando la gente compara que no apetezca leer con una enfermedad

¿Qué produce un bloqueo lector? Algunos aún creen que en la vida todo es causa-efecto. Ay, ojalá. Sin embargo, por lo que he podido investigar, puede ocurrir por razones como: sentirse abrumado por muchos libros pendientes, acabar un libro que ha gustado a niveles estratosféricos y luego los demás no llegan a ese nivel, libros que no enganchan, sensación de leer una y otra vez lo mismo, estrés o que simplemente no apetece leer (me juego mucho a que esta es la “causa” principal). Si queréis algo de mi cosecha privada, os diré que pienso que Booktube tiene bastante que ver con estos bloqueos lectores. La presión por leer más, como si primase la cantidad sobre la calidad. ¿Para qué? ¿Para poder decir soy mejor que todos vosotros porque he leído cien libros? Sigo con el punto que buscan muchos con desesperación: ¿Cómo se soluciona? Si esperáis una retahíla de consejos superfluos y vagos, aquí no los encontraréis. Porque mi único “consejo” es este:

Si no quieres leer, no leas (algunos me mandarán a la mierda con este consejo).

Tan sencillo como eso. Y además, antes de extirpar el bloqueo lector cual apéndice inflamado, yo reflexionaría y me relajaría un poco. Vamos a ver, ¿no es la vida un auténtico desastre? ¿No es suficientemente difícil todo? Si ya tenemos problemas inevitables, ¿por qué cargarse con uno de gratis? ¿Qué prisa hay por leer? ¿No quieres? No lo hagas. ¿Te apunta alguien con pistola para leer? No. Respira, coge aire, que te veo nervioso. Vamos a alejarnos de la culpa sin sentido y de la vergüenza. Sí, vergüenza, lo digo porque he leído cosas del estilo “se sufre en silencio”. Cielos, y luego la Drama Queen soy yo. 

giphy.gif

He sufrido el bloqueo lector en silencio

Lo siento pero aquí no encontraréis consejos del estilo “leer cada día una hora”. Las obligaciones son eso: obligaciones. Son para cosas coñazo pero que tenemos que hacer (como limpiar la casa, cosa que odio con toda mi negra alma, o llevar el coche al taller). Leer no es una obligación, ni una competición, es un placer. O sea, obviamente hablo de las lecturas fuera de la universidad, trabajo, etc. se entiende. En vez de obligarse a leer sin ninguna razón, por algo autoimpuesto, por qué no ir al cine, ver una serie, correr, salir con amigos, ir de compras o simplemente no hacer nada. Menos comerse la cabeza por cosas que no valen la pena. Y ojo que yo no soy de la escuela optimista. Obligarse a leer puede hacer que germine el odio a los libros. Y entonces, oh, sí que aparecerá un bloqueo del tamaño del Everest.

También me niego a recomendar “leer un libro corto” (en serio, lo que uno ve en los vídeos me alucina). Como si un libro corto no se pudiese atragantar con facilidad (¡ja!). No hay correlación. No diré “leer un libro que seguro gustará”, ya que si una persona está bloqueada por leer siempre lo mismo, no creo que volverlo a hacer le ayude a superarlo. Logic not found. Lo creáis o no, un libro tocho fuera de la zona de confort puede ser el libro de vuestras vidas. Podría romper la crisis lectora de un plumazo. En cuanto a los libros que no enganchan o no terminan de convencer, se pueden dejar o continuar con ellos, lo importante de toda esta verborrea es: haz lo que te dé la gana.

Para acabar con la entrada, si estáis pasando por un momento de estrés en vuestra vida, os tengo que decir que seis minutos de lectura pueden reducir un 60% ese estrés. A no ser que leáis como si os estuviese persiguiendo un tigre. Chiquillos, un poco de relax. 

Hay que olvidarse de la presión, de la culpa y de compararse con otra gente. Las cosas con perspectiva saben mucho mejor. Si quieres leer, lee. Si no quieres, no lo hagas. Y no le des más vueltas, porque en algún momento, las ganas volverán. Créeme, lo sé. Trust me, I’m The Doctor.

tumblr_mbdjjf2cAm1qe82b9.gif

Magia moderna y Wicca

o-wicca-facebook¿Cuántas veces hemos buscado información en internet y solo encontramos un batiburrillo infame de ideas? Textos que se contradicen, faltas de ortografía que harían a más de uno sacarse los ojos – si vuelvo a ver hechizo escrito con s creo que voy a suicidarme – . Todo eso sumado a que el nivel de algunos en inglés es bastante chapurreado, convierte la tarea en algo engorroso. Si el tema en cuestión está rodeado de mitos y leyendas, como diría mi madre: apaga y vámonos. Por eso quería hablar de este blog: Magia moderna y Wicca.

Vale, vale, el autor es amigo mío pero prometo que todo lo que teclean mis deditos es la verdad – verdad de la buena -. Juan Cuadra Pérez es un escritor nacido en Málaga. Tuvo un affair con la carrera de Medicina pero finalmente se casó con Filología Hispánica. Trabajó de traductor, y ahora mismo combina la docencia con la tarea de ser escritor (El libro de Ivo es maravilloso). 15389621208_6beb6f3028_o.jpgMás allá de datos que podemos encontrar en Google, lo que puedo decir es que lo conozco. Y sé que todo lo que hace tiene horas y horas (y horas y horas y horas) de esfuerzo detrás. Sé que se parece a mí y si algo no está perfecto no lo publica y que pone muchísimo empeño en cada proyecto que aborda. Por eso estoy convencida de que su nuevo blog vale oro. 

Magia moderna y Wicca es el fruto de más de diez años de investigación por parte de Juan. Uno de los trabajos más amplios que yo he visto jamás sobre magia (que no todo es Wicca eh, aunque también hay de eso en la página). Tanto para los primerizos como para los expertos que creen que ya nada puede sorprenderles. Artículos como: qué es la Wicca, sección de rituales, FAQs (preguntas frecuentes), Wicca para principiantes, historia, arte y cultura, tarot, una sección con dudas donde él mismo responde… La cantidad de información que está manejando ahora mismo Juan es gigantesca. Es un proyecto que está empezando – piedad chiquillos – , sin embargo ya apunta maneras y seguirá creciendo con el paso del tiempo convirtiéndose en una de las bibliotecas en español -POR FIN- más grandes de Wicca y magia moderna. ¿Alguna duda sobre rituales, iniciación, minerales, adivinación, etc.? Preguntadle a Juan y juzgad por vosotros mismos en: http://magiaywicca.com .

Carta a las personas que padecen depresión

our-world-1Te conozco. Sé cómo te sientes. Sé que estás triste, infeliz, abatido. Sé que llevas una mochila llena de culpa y que eso es demasiado equipaje. Sé que ya no disfrutas de las cosas como solías hacerlo, que ni tus intereses te hacen sonreír. Sé que no puedes trabajar, que no rindes como antes. No es que no quieras, es que literalmente no puedes.
Sé que te pones una máscara antes de salir de casa, que no quieres preocupar a nadie y que temes incordiar con tus problemas. Porque así es como te sientes; un fastidio, una molestia.

Sé que hay días, demasiados, en los que, aún con medicación, no puedes moverte de la cama.
Que levantarte supone un gran esfuerzo. Que vivir un día más te resulta un mundo.9x2o5cddemhunqag6ltpla1462eyzxlemizc0x3woc0 Y también sé que para muchos “estás exagerando”. Hablando de la medicación, no voy a mentirte. Hay pacientes que tienen un episodio único de depresión y se curan. Hay otros, en cambio, que luchan con ella de por vida. Sé que a veces, el tratamiento es crónico. ¿Pero no es igual con un diabético que se pincha insulina? ¿No es igual con un señor hipertenso que necesita una pastilla por la mañana y otra por la noche para sobrevivir? Sé que el tratamiento es duro. Sé que algunos fármacos tardan semanas en funcionar y que los efectos secundarios no son nada agradables. Sé que puedes sentir náuseas, vomitar, marearte o tener problemas en el ámbito sexual. Pero los médicos quieren ayudarte, confía en ellos, cuéntales cómo te sientes. Reajustarán tu medicación, se reunirán para elegir la mejor estrategia, y probarán cosas distintas si hace falta. Te lo prometo, están deseando curarte. Sé que has tenido malas experiencias con algunos “profesionales”, sé que desde entonces te cuesta fiarte de ellos. Necesitas confiar en tu médico, si has dado con alguien equivocado, cambia. Estos que no se preocupan por ti son solo la minoría. El resto, insisto, están deseando curarte.

Sé que has buscado información en Google y que te has asustado, esperanzado y asustado de nuevo.tumblr_nviez4w4w81tka6elo2_r1_1280 Sé que tienes miedo y que todo esto se acompaña muchas veces de ansiedad. Sé que te falta el aire. Sé que algunos piensan que te sientes triste, pero tú sabes que hay más detrás. Puedes estar triste, apático, tener un ataque de ansiedad, ahogarte en culpa, y no querer ver a nadie. La depresión es compleja, no un simple “estoy triste”.

Sé que escuchas tonterías cada día. Como que dejes tu medicación y pruebes con infusiones. Oye, yo soy la primera que piensa que pastillas las justas. No obstante, cambiar fármacos recetados por tu médico por una infusión del herbolario de la esquina no es la solución a nada. Sé que algunos opinan que eres un vago, que no te ocurre nada, que solo es un día “de bajón”. Sé cómo te miran y sé que te dicen que exageras, que hay gente peor que tú. Sé que te preguntas por qué se trata la enfermedad mental de forma distinta. Sé que te sientes como un paria, que muchos intentan excluirte y estigmatizarte.

Sé que te sientes solo, pero te lo digo yo, no lo estás. Apóyate en tus seres queridos, amigos, familiares, pareja. Te quieren, aunque ahora mismo no te lo creas.

No voy a decirte que salgas, que sonrías, que seas positivo o que con un poco de yoga y un ligue todo se soluciona. Estás librando una batalla, es y será duro. Pero tengo fe en que ganarás la guerra.

Sé que piensas que eres débil, pero no es así. Tengo que decirte que, guau, eres muy valiente. Fuerte, luchador, un guerrero. Estás luchando contra un monstruo cada día. Sé que estás exhausto pero no te rindas. Ojalá te vieras como yo te veo. Si tú supieras, lo increíblemente orgullosa que estoy de ti…
María

De la puntuación en Goodreads y otros demonios

tumblr_m3093anq5f1r3y2nqo1_1280Puntuar un libro del 1 al 5 siempre me pareció algo errático, desatinado y que se presta a la confusión. Y ya ni hablemos de esa lucha por poner decimales en Goodreads.
Algunas personas no quieren tragarse una reseña entera y sólo buscan saber la puntuación que le hemos dado a ese libro. Para, a partir de esa nota, sacar una conclusión. Ha gustado o no ha gustado. Lo entiendo, de verdad. Hay veces en las que no nos apetece leer/ver toda la opinión, solo un resumen escueto o una frase final para hacernos una idea. Totalmente respetable.
El problema viene cuando la gente confunde cosas -qué novedad- y no sabe muy bien cómo funciona el sistema. Poniendo un ejemplo todo es más fácil. Mi puntuación de Los habitantes del bosque (Thomas Hardy) es un 4/5. También es un 4/5 el libro humorístico: Vengo sin cita. ¿Ese 4/5 es igual para ambos libros? Pues no. En Los habitantes del bosque hay drama, profundidad en los personajes, temas como la hipocresía, el amor o la pasión. Vengo sin cita es un libro humorístico, y así justamente lo estoy puntuando. Porque un libro humorístico puede que no me saque ni una leve sonrisa o me haga estallar a carcajadas, como ha sido el caso. Vengo sin cita es un libro para médicos y pacientes, de un médico de familia que echando la vista atrás nos enseña las situaciones más hilarantes. Ambos libros se merecen el 4/5 pero la vara de medir que uso para puntuarlos es distinta.
Así que nadie se extrañe, porque creo que esto es algo que a todos los que puntuamos libros nos pasa.
¿Cómo los puntuáis vosotros?

¿Qué es eso de la copa menstrual?

BlogVentajas-de-la-copa-menstrual.jpgLa regla, la que no debe ser nombrada. Vivimos en un mundo donde aún no podemos decir abiertamente que tenemos la regla. Cuánto odio esa expresión; “estar mala”. ¿Cómo puede llamarse “estar mala” a algo natural que nos ocurre a las mujeres cada mes? ¿Y por qué ocultarla? ¿Por qué hacer anuncios de nubes? ¿Por qué algunos -seguro- pensarán que soy una guarra por hablar de este tema que para ellos -y ellas- debería permanecer oculto? Para que luego digan que el feminismo no hace falta.Bueno, eso da para otra entrada. Hoy estoy aquí para hablar de un invento respetuoso -por fin- con las vaginas: la copa menstrual. La copa menstrual es un recipiente que se coloca en la vagina para recoger el flujo de la menstruación. Hay varios tipos de materiales: látex, silicona o plástico quirúrgico.

¿Por qué la copa menstrual es tan maravillosa y hay que darle una oportunidad?

dry-land

Así pueden quedar algunas vaginas usando tampones.

A diferencia de los tampones, la copa no absorbe el flujo menstrual, la lubricación natural y hasta el alma. La copa recoge (una palabra muy diferente a absorber) la sangre, que queda contenida dentro. Este punto me parece importante como profesional de la salud. Los tampones crean problemas de sequedad vaginal, irritación, etc. En mi caso, lo pasaba fatal con ellos. Me producían una deshidratación abismal. Lo cual es lógico si pensamos que los tampones lo absorben todo. Repito, todo. Lubricación natural incluida. He leído en algunas páginas -dudosas- que esto no es así. Mi vagina es testigo de que sí, los tampones lo absorben todo. Con la copa, esto no ocurre. Al no ser porosas ni estar fabricadas con fibras absorbentes, no arañan ni secan las paredes de la vagina. 

Otro argumento fundamental es el material. Debido a la composición de la copa no se han dado casos de Síndrome del shock tóxico. Los materiales como la silicona no son adecuados para que se depositen gérmenes en ella, por eso incluso se usa en medicina. Por tanto, las infecciones son muchísimo menores. La capacidad de auto-limpieza de la vagina no queda trastocada al usar copas menstruales (lo cual sí puede pasar con los tampones). Además, ayudan a prevenir problemas que pueden aparecer con las compresas como: candidiasis (a las bacterias les encantan los lugares húmedos y calentitos, una compresa podría convertirse en un estupendo caldo de cultivo) y cistitis (el culete está lleno de bacterias, la compresa puede arrastrar estas a la vagina o la uretra).

menstrual-cupSeguimos con el dinero. En tiempos de crisis pensamos ¿seguro que me voy a gastar pasta en esto? Sí, sí y sí. El precio inicial es más caro que una caja de tampones o compresas. Sin embargo, a los pocos meses se recupera esa inversión -que por cierto solo se hace una vez-. Ya que una copa -bien conservada- puede durar 10 años.

En cuanto al medio ambiente, quiero hacer un ejercicio de visualización. ¿Dónde van esos tampones y compresas? ¿Se podrían hacer montañas con ellos en el vertedero? Sí. Con la copa menstrual, en cambio, evitamos estos desechos y le damos un respiro al planeta Tierra -que lo necesita-. 

Para volverla a usar, simplemente hay que hervirla para esterilizarla al final de cada ciclo. Esto puede variar dependiendo de cada copa y material. Vendrá explicado debidamente en las instrucciones de la copa menstrual.

Se cambian con menor frecuencia que los tampones y/o compresas. Las capacidades en mililitros varían según la copa, pueden permanecer incluso 12 horas sin necesidad de vaciar.  

¿Todo son ventajas? Pues no. Existen inconvenientes, vale. Pero al lado de los pros, los contras no tienen nada que hacer. 

mooncup21.jpgAl principio, cuesta cogerle el tranquillo. No obstante, ¿no pasa lo mismo con los tampones e incluso con las compresas? ¿Cuántas se han puesto una al revés? ¿Cuántas veces un tampón quedó mal puesto? Es la primera vez, por tanto, hay que pillarle el punto. Hay varias formas de ponerla, dentro de cada copa os deberían venir las instrucciones de colocación y limpieza (muy importante esto último). Igualmente, en Internet también aparecen distintas formas de ponerla. Hay que ir probando a ver cuál nos es más cómoda. Al introducirla, la copa debe quedar abierta, haciendo un efecto vacío. Es posible moverla, sin miedo. Para sacarla, hay que eliminar ese vacío introduciendo un dedo (vídeo explicativo buenísimo aquí). Al sacarla, se vacía y se limpia con agua. Algunas usan jabón también, yo creo que con agua es más que suficiente, pienso que ciertos jabones podrían incluso irritar. Es importante recordar que al final del ciclo la vamos a hervir (adiós gérmenes). ¿Puede colocarse mal? Sí. Si está mal colocada resulta molesta y la sangre podría caer por fuera en vez de quedarse dentro de la copa. Se puede probar sin tener la regla para ir practicando, debido al material tan respetuoso que posee. Esto quiere decir que también se puede colocar en el momento en el que creemos que nos va a venir la regla. Cero sorpresas. Puedo asegurar que bien puesta es cómoda -no se siente nada- y no da problemas. 

Quizás puede resultar fastidioso el hecho de limpiarla en un baño público. Sin embargo, se puede lavar con una simple botella de agua. De todas formas, debido a que se vacía cada bastante tiempo, lo más probable es que lo hagamos en casa tranquilamente.

La cantidad de contenido y marcas es abrumadora al principio. Pero ¿cuándo no? Vivimos en la era de la información, cada segundo se están subiendo años de contenido. Hay que informarse y buscar bien. Existen muchísimas marcas, comparativas entre ellas, tamaños, materiales, etc. En varias páginas hay tests para comprobar cuál es la copa menstrual ideal dependiendo de la mujer. En mi caso, por mi complexión pequeña y por no haber tenido ningún parto por vía vaginal -además de querer un material muy suave- elegí la copa MeLuna Soft en la talla S. Puede ocurrir que nos equivoquemos al principio, pero no hay que tirar la toalla. Yo probé la LilyCup primero y no me gustó nada, era demasiado grande y rígida para mí. Lo que a mí puede irme bien a otra persona no, es necesario probar y no desanimarse si la primera vez es algo desastrosa.

Llevo usándola dos años aproximadamente. Es un camino de ida, desde que la probé no la cambio por nada. Adiós malditos tampones. Y si toda esta verborrea no convence, este rap seguro que sí. 

Consultorio lector #4: Variedad y hábitos

Muy buenas, María:

Leí que estabas dispuesta a orientar y/o recomendar libros si acudimos a ti a través del correo, así que aquí estoy. Te expongo: He sido bastante tardía a la hora de adentrarme en la lectura, por circunstancias varias, entre ellas que mis padres nunca tuvieron interés en ello y por lo tanto nunca me lo inculcaron, y yo ni siquiera lo concebía como un hobby, no había reparado en ello. Afortunadamente, a los 14/15 años empecé a indagar por internet y descubrí que era un pasatiempos idóneo para mi personalidad. Más que un pasatiempos, una nueva ”pasión”. 

La cuestión es que soy una persona bastante introspectiva, existencialista de alguna manera y me embarqué en literatura clásica (Kafka, Sartre, Dostoyevski, Miguel de Unamuno, Julio Cortázar, Hermann Hesse…) Más o menos, con esos autores supongo que te orientarás en el tipo de literatura que acostumbro a leer (también compré un montón de libros técnicos sobre filosofía, de los cuales no he leído ninguno todavía). 

Pero hay un problema, siento que eso no es suficiente para engancharme. No leo a menudo, quizá dos o tres libros al mes y me fastidia bastante, porque realmente me gusta leer, me gusta mucho. Pensaba que el problema residía en que no estoy acostumbrada a hacerlo con asiduidad y por lo tanto no lo tengo como rutina y procrastino como la que más, pero quizá no sea así, quizá el problema sea que realmente no me he adentrado en el mundo de la literatura de verdad, que no he investigado qué géneros y subgéneros de toooodos los que hay me gustan más (o menos). Que los clásicos que he leído son maravillosos y leerlos es un placer enorme, siempre y cuando te gusten las cuestiones morales y filosóficas, pero creo que me he empachado un poco. Necesito probar más… Necesito diversidad. 

En resumen, me gustaría que me aconsejaras un poco en dos aspectos: (1) ¿Cómo puedo conseguir un habito de lectura? Sé que suena absurdo, ya que si algo te gusta lo haces por placer y no necesitas esforzarte para conseguir dicho habito, pero creo que lo entenderás. (2) Viendo tu canal conseguí una lista de 21 libros que leer, pero quizá tú, conociendo un poco mi experiencia sabrás aconsejarme mejor. Por lo tanto, según lo que te he contado, ¿qué libros me aconsejas?

Pd. Me alegro mucho de haberte encontrado por internet 🙂 

T

¡Hola! En primer lugar, veo muchos autores masculinos en esta lista que me haces y ninguno femenino (que seguro que alguna has leído pero no querías escribirme un testamento). Yo, ya que quieres variedad y veo a las mujeres en minoría aquí -o eso parece- te voy a recomendar varias autoras estupendas.

9788490690970Justicia Auxiliar – Ann Leckie: me comentas que quieres variedad, yo te recomiendo darle caña a la ciencia ficción. Justicia Auxiliar viene de la mano de Ann Leckie, ganadora de premios como Hugo, Nébula, Arthur C. Clarke… Vamos, que es una auténtica crack. El libro comienza en un planeta helado y remoto. Una soldado llamada Breq se está acercando al cumplimiento de su misión. Breq era Justicia de Toren en el pasado, un crucero de batalla enorme con una inteligencia artificial. En un acto de traición, Breq queda con un único y frágil cuerpo humano y un deseo de venganza muy poderoso. Preguntas sin responder, feminismo, crítica al imperialismo y colonialismo, intriga, personajes increíbles… Lo tiene todo. Justicia Auxiliar es una novela de ciencia ficción innovadora, arriesgada y que acabará convirtiéndose en un clásico (tiempo al tiempo). Tienes el vídeo aquí

persepolis1libroPersépolis – Marjane Satrapi: la autobiografía de Marjane Satrapi. Una mujer iraní que nació en Teherán en 1969 en el seno de una familia progresista. Es el reflejo de la revolución iraní de 1979 que dio lugar a un gobierno islámico y de cómo lo vivieron las familias del país. La introducción del velo, separación por sexos en los colegios, la universidad, etc. Satrapi cuenta su vida y nos da su opinión sobre el gobierno. Con muchos premios en sus hombros y una increíble adaptación al cine. Una novela gráfica puede darte un soplo de aire fresco y quitarte esa sensación de empacho. Tienes mi opinión aquí

LIBRO.PerdidaPérdida – Gillian Flynn: un thriller psicológico, una novela negra diferente. Todo empieza cuando una mujer desaparece el día de su quinto aniversario. A medida que avanza la investigación policial, las sospechas recaen sobre Nick; su marido. Él defiende su inocencia. Es frío, sin embargo, ¿es también un asesino? Perdida trata temas como el matrimonio, el engaño, el miedo, la opinión pública hoy en día y la caza de brujas. Además, aquí no tenemos al típico detective, los personajes principales son Amy y Nick, todo se centra en ellos. Al principio parecen una cosa, en mitad del libro otra, y al final algo totalmente distinto. Por cierto, Amy es una de mis protagonistas favoritas. Si quieres algo más de información, tienes el vídeo aquí.

En cuanto a lo que me comentas sobre la lectura, tengo algo que decirte: déjate llevar. Entra en una librería o en una biblioteca, mira con tranquilidad y elige el que mejor vibraciones te dé. Estate tranquila, relajada, no te fuerces. Tú misma has dicho que leer es un placer, no es necesario que fuerces nada. Ve a tu ritmo. ¿Tres libros al mes? A mí me parece un número estupendo. No corras, disfruta y olvídate del número. Yo hay meses que leo nueve libros y el siguiente solo uno. Te dejo una frase que me gusta mucho:

La lectura es como el alimento; el provecho no está en proporción de lo que se come, sino de los que se digiere. – Jaime Balmes